viernes, 10 de mayo de 2019

Torrijas caramelizadas con leche de almendras infusionada para @typicalspanish #sinlacteosTS







Este mes desde la Cocina Typical Spanish @pattyscakebakery y @cocicachorritos, las cabezas visibles, nos han propuesto para mayo un reto unido a una nueva intolerancia. En esta ocasión a la leche, en general, ya sea a la lactosa o a la proteína de la leche (incluyendo el término leche, cualquier leche de origen animal). 

Hay que distinguir la alergia a la leche, cuyos síntomas suelen ser picazón, hormigueo o hinchazón en los labios, ronchas, tos, vómitos, etc. o incluso puede llegar a una anafilaxia. Y por otra parte, está la intolerancia a la leche, se tratan de problemas digestivos como hinchazón, gases o diarrea.  

El reto, pues, de este mes, consiste en elaborar una receta typical spanish #sinlácteosTS


Vamos a ponernos ahora en la piel de esas personas que tienen que eliminar la leche de su dieta y vamos a cocinar una receta typical spanish sin lácteos. Nunca se sabe, yo descubrí hace dos años que soy intolerante a la lactosa en unos análisis. La verdad es que el café de después de comer me sentaba fatal, parecía que me había comido un borrego. Y lo descubrí de casualidad. Así es que desde entonces, la leche va sin lactosa y la tripa ya no está hinchada.

TORRIJAS CARAMELIZADAS CON LECHE DE ALMENDRAS INFUSIONADA
Los Secretos (para 10 piezas )
1 litro de leche de almendras
Una barra de pan del día anterior. 
3 huevos
5 anís estrellados
1 rama de canela
1 rama de vainilla
1 chorrito de licor de almendras o el que os guste. Hemos elegido este porque la leche es de almendras, pero puede ser Px, brandy, pacharán… el que os guste
Azúcar moreno para embadurnar
Mantequilla



La Pócima

1.    Poner en bol la leche de almedras (o la que hayáis elegido), las estrellas de anís, la rama de canela, la de vainilla y el licor de almendras a infusionar en el microondas durante 45 segundos o máximo 1 minuto.



2.  Dejar enfriar.

3.  Cortar el pan del día anterior en rebanadas de 1 cm de grosor

4.  Batir los huevos e incorporar a la leche infusionada y remover.



5.  Poner en una fuente el pan y echar por encima la infusión de leche y huevos.



6.  Dejar reposar al menos dos horas dando vueltas cada media hora a las rebanadas. El líquido no lo tiramos.

7.   Espolvorear un plato con el azúcar moreno.



8.  Calentar una sartén y poner una nuez de mantequilla.

9.  Pasar cada rebanada de pan por el azúcar como si fuéramos a empanar.



10. Echar a la sartén hasta que se doren al punto de caramelo.



11.   Servir de inmediato. Y si no las comemos en el momento las ponemos en un bol o fuente y guardamos en la nevera, así como el líquido en el que se han marinado.



12.  Se calientan y se pueden servir con un poco de esta leche infusionada.



Están deliciosas, recién hechas el caramelo queda en el punto crujiente, si os gusta así y si no, tenéis que sacarlas antes de la sartén para que se tuesten sin caramelizar tanto.



Siempre os lo digo, pero el niño gourmet quedó encantado.

Si queréis ver lo que han hecho mis compis pinchad en este recopilatorio 

Consejo: El pan mejor utilizar una barra para torrijas, o una barra de pan normal. El que nosotros elegimos quedaba la corteza algo dura.

La leche puede ser de almendras, soja, avena, arroz y me atrevería a decir que quizás con la leche de coco esté delicioso y no haga falta añadir ni canela, ni vainilla.

El licor igual, puedes utilizar el que más te guste o mejor combine con la leche que hayas escogido.